Los Niños a Dormir y TÚ a Cumplir Sueños

los-nin%cc%83os-a-dormir-y-tu-a-cumplir-suen%cc%83os

¿… y que tal que en un mundo paralelo el Soñador pudiese regalarle esas horas de descanso y relajación visual (forma bonita de decir con los ojos cerrados-durmiendo) al Emprendedor?

En ese mundo imaginario las Ojeras y las Bolsas de los ojos fueran cosa del pasado y las mujeres hablarían de esto como nosotros de los primates y aunque muchas ojeras son por herencia (como creí que eran las mías) no hay que quitarle responsabilidades a una de sus causas que se llama EMPRENDER.

Una de las cosas que me preguntan es: ¿puedo Emprender un negocio, pero solo dedicarle 4 horas al día? A lo que yo les contesto: CLARO!!!, solo estate preparada algunos días porque esas 4 horas pueden ser de 10 de la noche a 2 de la mañana. Pero no te preocupes esto no es siempre, solo cuando lanzas un nuevo producto y te la pasaste tus 4 horas mañaneras disponibles de trabajo en una fila en el banco, en vez de adelantar los pedidos que tienes pendientes para el día siguiente.

No quiero asustarte esto NO SIEMPRE SUCEDE, PERO PASA y es uno de los miedos que más agobian a las mujeres madres o no Madres que están pensando Emprender.

Podría decirte que si todo lo tienes muy bien planeado esto a ti no te va a pasar, pero los imprevistos algunas veces nos visitan y son de esas compañías que solo sirven para estorbar.

Soy una Chica Diurna, pienso y trabajo mejor en las mañanas pero últimamente he tenido que reconciliarme con las horas de trabajo nocturnas y aunque nunca serán de mis preferidas no puedo evitar sentirme agradecida con ellas porque sin estas horas no hubiese podido combinar (no perfectamente, solo combinar) ser Mamá full time y Emprender al mismo tiempo.

Lo peor de ganarse un Par de Ojeras es terminar y preguntarse ¿…y esto a la final si valió la pena? y querida amiga está pregunta en algún momento de la vida de tu emprendimiento es inevitable pero cómo tenemos famas de tercas y sordas CONTINUAMOS NUESTRO CAMINO, nos alentamos como grandes animadoras y a la vez nos motivamos a dar 5 minutos más y así casi que sin darnos cuenta un día volvemos a la cama temprano con todo hecho y ordenado pensando en el pasado y preguntándonos: ¿Cómo se me paso por la mente en algún momento dejar esto que amo?

Pd: 5 minutos más, 5 minutos más ….

Meli.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may also like